18 abril, 2014

Decántate por los semirecogidos de media melena


30

¿Envidia a la hora de ver peinados espectaculares con grandes melenas mientras la tuya parece que no crece nunca? Si tienes una melena midi tienes muchas posibilidades de lucir diferentes estilos de peinados, entre ellos, los semirecogidos media melena. ¿Qué pasa, que no nos crees? Sigue leyendo que te vamos a dar algunas opciones para que veas que no se acaba el mundo si no se tiene una melena por la cintura.

Para elaborar semirecogidos de media melena bonitos, originales, pero sobre todo fáciles, solo necesitas algunas gomas finitas, un poco de maña y laca Elnett. Con estos tres ingredientes conseguirás el cóctel perfecto para llevar un peinado totalmente fijado pero sin apelmazar. Y ¡nada de ir con el pelo con aspecto sucio! Con la laca Elnett nadie notará que te has echado laca y no tendrás ni un pelo fuera de su sitio.

Cómoda y perfecta en menos de 5 minutos

Lo primero que tienes que hacer es coger la parte de delante de la cabeza y hacer una coleta dejando el resto del pelo suelto.

Baja la goma, abre el cabello y pasa la coleta por encima de la goma. Después dale el volumen que quieras con el peine, el que tiene una púa larga en la parte del mango. Colócalo con las manos y haz otra coleta con un mechón lateral. Pasa el mechón dos veces por el espacio de encima de la goma y repite la misma operación con el otro lado.

Une ambos mechones ya trenzados en una coleta en la zona de la primera coleta que quedó en la parte central y después colócale un pasador o una horquilla original que te guste. ¡El resultado es precioso!

Como recién salida de la peluquería

Otra opción quizá mucho más llamativa es la siguiente: coge toda la parte de arriba del cabello, divídela en dos y haz un nudo con ellas. Apriétalo bien y ve colocando algunas horquillas para sujetarlo, lo mejor es sujetarlo con horquillas de moño, pero si no tienes, puedes usar de las normales intentando que se vean lo menos posible.

Con un mechón del lado contrario y una de las particiones con las que has hecho el primer nudo, haz un nuevo nudo. Vuelve a colocar algunas horquillas de moño para dejarlo bien sujeto y que no se deshaga. ¿Tienes el pelo muy fino o sedoso? En ese caso, asegúrate de fijarlo bien con horquillas dale un poquito de forma con las manos.

Aplica un poco de laca Elnett para fijarlo y ¡listo! Quién te iba a decir que los nudos también podías llevarlos en tu pelo, ¿verdad?

El resultado es espectacular, parecerá que acabas de salir de la peluquería y solo has tardado unos minutos. ¿Te animas a probarlo?